lunes, 12 de junio de 2017

Solo Vivir y Dejar Vivir

Resultado de imagen para vivir y dejar vivirMientras observaba que había una forma  en la que  cada  uno podía  resolver sus problemas la voz de mi pareja hacía eco en mi oído cuando decía: “es cuestión de supervivencia, cada uno encontrará el modo de resolver sus situaciones, solo por instinto a permanecer” y afirmé  mi convicción de que debemos vivir y dejar vivir a los demás, pero no solo en sus etapas de bienestar, también en sus etapas difíciles, considerando que cuando resolvemos el inconveniente de alguien cada vez que se le presente, anularemos la oportunidad de aprendizaje de esa persona, la estaremos acomodando de forma tal que le robaremos la oportunidad de la búsqueda por lo mejor en la que todo ser humano sano y despierto debe involucrarse.

En mi opinión muy personal, es el impulso de desarrollo, de consecución, de búsqueda, lo que nos mantiene vivos, las pasiones que despiertan en el camino de esa búsqueda, las cosas que descubrimos, que aprendemos, las posibilidades que  creamos, el propósito que seguimos, lo que le da sentido a nuestra vida y sobre todo la responsabilidad que cada uno asume de su propio bienestar.

Por lo que una forma de amor genuino, es liberarnos del falso amor que implica resolver la vida de los demás evitando que ellos vivan, eliminando el sentimiento de merecimiento que crean, sintiéndose incluso insatisfechos por lo que reciben, invitándolos  a que tomen sus propias decisiones y asuman sus consecuencias, dejar de invertir tiempo, esfuerzo y energía en una forma de amor improductiva para el amado y amarlos mejor, permitiéndoles vivir, asumir, afrontar, costear su propia vida.

Debemos ayudar? SI, en la medida de lo razonable, sin cargarnos, sin eliminar la responsabilidad de que cada uno genere sus propias soluciones.

Debo darle el pescado? No, lo invito a pescar y le muestro como tener su propio pescado.

No quiere aprender a pescar? Suéltelo, ya encontrará la manera. 


Solo vivir y dejar vivir.